chica cantando en inglés después de la ducha
Aprender inglés,  Artículos

Acciones habituales que refuerzan tu aprendizaje del inglés

La utilidad de aprender un idioma tan globalmente difundido como es el inglés no tiene la menor discusión; además de ser importante para profesionales de distintas especialidades, lo es también para quienes desean viajar a diferentes destinos de habla inglesa, así como para diplomáticos y empresarios, entre otros.
Contar con un buen profesor de idiomas y poner en práctica un método de aprendizaje adecuado son las claves para lograr los mejores resultados en el menor plazo; ahora bien, si a esto lo reforzamos con algunas acciones habituales del día a día, es posible aprender inglés mucho más rápido de lo que pensamos.
A continuación Ms & Mr family os contamos algunas de estas acciones habituales que pueden resultar esenciales para reforzar tu aprendizaje del idioma.

Curiosidad por aprender

En la vida cotidiana se presentan muchas oportunidades de aprender habilidades, no solo las que involucran el aprendizaje del inglés, sino diferentes conocimientos que van desde los estudios académicos hasta las destrezas técnicas.
El interés por aprender es un deseo que se debe alimentar a diario; para ello, mucho tiene que ver el sentimiento de curiosidad, ese instinto natural por saber cada vez más sobre algún tema en específico. Esta necesidad está dentro de cada uno de nosotros y solo es cuestión de cultivarla de forma adecuada.
Para fomentar la curiosidad por aprender es preciso, por un lado, estar decidido a hacerlo y, por otro, ponerlo en práctica durante todos los días. Todo depende de uno y de las ganas de realizarlo.
Por ello, es necesario incorporar el inglés a nuestras actividades diarias, para que pase a tener un lugar destacado en nuestras vidas y en nuestro cerebro; de esa forma, dominar este idioma será mucho más sencillo y placentero.

Hábitos para reforzar tu aprendizaje del inglés

Existen diferentes trucos a la hora de aprender inglés que hacen de la experiencia un proceso más llevadero, interesante e, incluso, divertido. Teniendo en cuenta estos tips, podrás aprender a mayor velocidad y de una manera más efectiva, no dejes de probarlos:
Leer es muy importante para comprender la gramática, ampliar el vocabulario y llevar el hábito del idioma un escalón más arriba, por lo que es recomendable implementarlo ante un nuevo desafío idiomático. Por ello, para reforzar tu aprendizaje de inglés, consigue libros o revistas que sean de tu interés en ese idioma; de esta manera, tendrás resultados más rápidos y efectivos.
En las distintas plataformas de streaming, es posible ver películas en inglés con los subtítulos en dicho idioma; para practicarlo, nada mejor que leerlo mientras lo escuchas. Este es un recurso muy recomendado para practicar la fonética; además, puedes volver las veces que sea necesario a determinados diálogos.

Música en inglés, todo el tiempo

Escuchar la radio en inglés también es muy recomendable ya que puedes hacer otras actividades mientras practicas el idioma y es muy sencillo de incorporar en algunos quehaceres cotidianos, como cuando haces deporte, conduces o realizas la limpieza del hogar.
Otro hábito muy efectivo es cantar tu repertorio favorito en inglés. Esto es muy estimulante no solo porque te acompaña durante tus paseos o actividades sino, también, porque tienes la posibilidad de comprender las letras que desde hace años repites con algún error, dándole sentido a los más destacados poetas de la lengua anglosajona.
Una de las acciones más recomendadas por los profesores de inglés es la de relacionarte con personas nativas de lengua inglesa, con quienes puedas conversar cotidianamente y practicar el idioma.
Está demostrado que las horas de sueño facilitan la incorporación de todo lo aprendido, por lo que se recomienda dedicarle al nuevo aprendizaje al menos una hora de práctica antes de ir a dormir. De esa forma, se aprovechan las horas de descanso para que la mente asimile los nuevos contenidos y los fije en nuestra memoria.

Otras acciones que ayudan a tu aprendizaje del inglés

Una de las actividades más divertidas y efectivas para aprender el inglés es pensar gran parte del día en este idioma. Por lo general, es habitual que constantemente estemos hablando con nosotros mismos, tanto de manera consciente como inconsciente. Pensar en inglés ayudará a que nuestro cerebro se vuelva mucho más receptivo con el idioma.
Descargar aplicaciones para aprender el inglés en el teléfono móvil también es de gran ayuda. Existen muchas apps muy útiles para los distintos niveles de preparación; te recomendamos que las descargues y las pruebes mientras viajas en bus o en cualquier momento del día. Además, es recomendable cambiar el idioma de todas tus aplicaciones o dispositivos al inglés.
Aprender cada día una palabra nueva también es un gran ejercicio diario para el aprendizaje del inglés. Aprendiendo nuevas palabras, podrás ampliar tu vocabulario y te facilitará la comprensión de oraciones en este idioma.

Aprende el inglés de una manera más fácil y dinámica

Aprender el inglés es mucho más fácil si decidimos combinar la utilización de un método probado para el aprendizaje del idioma, las clases teóricas dictadas por un buen profesor nativo y una serie de hábitos diarios que nos ayuden a reforzar lo aprendido.
Es esencial que el estudiante de inglés esté realmente comprometido con el aprendizaje ya que si es fruto de una imposición y no de una motivación personal lo más probable es que deje de ser constante o le pierda dedicación. Cuando la decisión del aprendizaje del inglés la tomes por ti mismo, los resultados serán positivos y el proceso será más fluido.
Si deseas ser un experto del idioma, solo debes tomar la decisión de hacerlo; además de asistir a la academia de inglés existen herramientas online, aplicaciones, ejercicios, videos y tutoriales, que te ayudarán a conseguir mejores resultados en el corto plazo.
Por último, es recomendable trazar un plan que se ajuste holgadamente al ritmo de cada uno, para que, de esa manera, sea más efectivo el desempeño. Es necesario también determinar pequeñas metas semanales o quincenales para conseguir motivarnos con los avances.

¿Qué os han parecido estos consejos Ms & Mr family? ¿Os gusta entonar en la ducha las canciones de vuestro grupo favorito? Os invitamos a comentar los trucos que mejor resultado os dan para que los demás compañeros puedan implementarlos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *